Frankenstein: El Prototipo De Prometeo – Opinión

Frankenstein: El Prototipo De Prometeo – Opinión

No podríamos hablar de cine de terror occidental, si no tomamos en cuenta las producciones de Universal, simplemente porque han servido como moldes, bases y esqueletos para una buena cantidad de películas del género.

De la mano del conde hollywoodense del terror James Whale, en 1931 se estrenó “Frankenstein”, adaptación de la obra de teatro de Peggy Webling y la novela de Mary W. Shelley, que forjó elementos argumentales y ambientales que posteriormente se convertirían en clásicos indiscutibles de las películas yanquis estremecedoras.

Con una historia mundialmente conocida donde el joven, ambicioso y arrogante Doctor Frankenstein decide retar a las leyes de la naturaleza creando vida a partir de principios eléctricos.

Compra esta película en DVDBLU RAY o VHS.
“Frankenstein” (1931)

Este metraje comienza con una introducción histriónica, que advierte de manera directa sobre los estragos que puede causar la visualización del material de 71 minutos de duración.

Ya desde las secuencias iniciales, en el panteón y el castillo/torre, se nos permite ver a Fritz, representante del estereotipo de Igor, quien funge como ayudante del doctor y solapa, dentro de su locura, las actividades inmorales de este.

Igor no existe en la novela, es un personaje de construcción teatral y cinematográfica reforzado, más tarde, por directores como Mel Brooks, con su “Joven Frankenstein” (1974), que explota la faceta cómica del ayudante jorobado y desquiciado.

Puedes leer la novela original AQUÍ.
Boris Karloff
Frankenstein (1931)Directed by James WhaleShown: Boris Karloff

En una única línea temporal, la historia presume un dinamismo fantástico; que muestra a una criatura sin habla, sin capacidad para comprender sus actos y sin el raciocinio filosófico del que le dotó Mary W. Shelley en su manuscrito.

No hay reflexiones existencialistas sobre su condición o lamentos desenfrenados hacia la cruel raza humana; al contrario, solo confusión en la mente de este ser desvalido, que porta con grandeza el estandarte de brutalidad inhumana, característico de varios monstruos clásicos.

Síguenos por FACEBOOK INSTAGRAM para más noticias, artículos y reseñas sobre el séptimo arte. 
“Frankenstein” (1931)

Apegado o no al texto original, eso no es relevante para este caso particular, porque es documento aparte, porque es génesis, porque la película “Frankenstein” (1931) es primer punto y referencia obligatoria de la cinefilia de terror.

No se juzga bajo los mismos criterios de fidelidad, porque su carácter primigenio le permite ser elevada a los libros de historia cinematográfica.

La bata blanca; los rayos; el laboratorio; los guantes de látex; los armatostes metálicos y los tornillos; son parte de esa pléyade de tintes clásicos, que después fueron explotados hasta la saciedad convirtiéndolos en lugares comunes para cualquier filme que ostentara el apellido del doctor entre las palabras de su título.

Ayúdanos compartiendo y considera donar en PATREON.
“Frankenstein” (1931)

Estos monstruos han sido prostituidos por el consumismo imparable que cocina remakes al por mayor, deslavando historias y agrietado filmes como este, como “Frankenstein” del ’31.

Se trata de anunciar que “¡está vivo!”, que se ha alcanzado el objetivo científico, contra todo pronóstico, mismo que desafía a Dios mismo y rompe con todas las expectativas del mundano creador y dador de vida.

Y ese grito, a su vez, es una implosión nostálgica que permite ver en la actuación del monstruo, perpetrada por la leyenda Boris Karloff, una participación digna de ovacionar.

Probablemente disfrutes leer: El Espinazo Del Diablo: Catastrófico Y Poético Incendio – Reseña.
Boris Karloff

El histrión tuvo que contener el discurso hablado y adaptar su humanidad a la gesticulación constante de un maquillaje mítico. La estampa de Boris Karloff, caracterizado, forma parte de la colección de momentos inmortales del séptimo arte.

Parece grandioso, encontrarse de forma genuina, ante una pieza de este tamaño; que ha envejecido con vehemencia y que sigue encantado espectadores en busca de un poco de intensidad.

No tiene scare jumps ni CGI, pero sí lo necesario para ser una cátedra histórica sobre montaje, recursos y actuación de principios de siglo.

No hay más que decir, ante tal magnificencia fílmica de “Frankenstein”.


Síguenos por FACEBOOK INSTAGRAM para más noticias, artículos y reseñas sobre el séptimo arte. Ayúdanos compartiendo y considera donar en PATREON.

Compra esta película en DVDBLU RAY o VHS.

Puedes leer la novela original AQUÍ.

Si te gustó este artículo probablemente disfrutes leer:Universal Traerá Sus Monstruos Clásicos A Youtube – Noticias. O también: The Monster Squad – Reseña.

Si eres fan del cine, diviértete con este juego de mesa exclusivo para esas personas que son cinéfilos de corazón, el juego de mesa MARATÓN CINEMEX. Trivia de 1,458 preguntas relacionadas al séptimo arte, divididas en dos etapas: siglo XX y siglo XXI. También en edición para NIÑOS y edición POCKET.

close

¡Únete a la familia CinReservas! 👋

Suscríbete para recibir lo mejor del séptimo arte en tu bandeja de entrada.

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.